www.restauranthotelbar.com

Los plásticos se están convirtiendo en la amenaza más acuciante para el medio ambiente segun la UE

sábado 13 de octubre de 2018, 13:16h
El Comité Europeo de las Regiones (CDR) aprobó sendos dictámenes sobre la estrategia europea para el plástico en una economía circular y la Directiva sobre plásticos de un solo uso. Muy alarmadas por el impacto del plástico en el medio ambiente, las ciudades y las regiones dan prioridad al diseño ecológico y a una mayor responsabilidad del productor en la lucha contra la contaminación provocada por los plásticos.
Los plásticos se están convirtiendo en la amenaza más acuciante para el medio ambiente segun la UE
Ampliar

Necesitamos menos y mejores plásticos

Los plásticos se están convirtiendo en la amenaza más acuciante para el medio ambiente: las ciudades y las regiones de la UE exigen un cambio en la producción

El Comité Europeo de las Regiones (CDR) aprobó sendos dictámenes sobre la estrategia europea para el plástico en una economía circular y la Directiva sobre plásticos de un solo uso. Muy alarmadas por el impacto del plástico en el medio ambiente, las ciudades y las regiones dan prioridad al diseño ecológico y a una mayor responsabilidad del productor en la lucha contra la contaminación provocada por los plásticos. En Europa, menos del 30 % de los residuos de plástico se recogen para su reciclado. El Parlamento Europeo también vota hoy las medidas propuestas en una Directiva sobre plásticos de un solo uso, medidas que el CDR pide que se hagan extensivas a todo artículo de plástico desechable y no degradable.

Más de trece millones de toneladas de residuos de plástico acaban en los océanos del mundo cada año. El 80 % de los productos que se encuentran en las playas de la UE son plásticos. Los artículos de plástico de un solo uso representan alrededor de la mitad de toda la basura marina encontrada en las playas europeas. En la UE se utilizan cuarenta y nueve millones de toneladas de plástico cada año. Las propuestas de ciudades y regiones se basan en el papel central que desempeñan en la gestión de residuos, incluidos la recogida, el transporte, el tratamiento y la eliminación. El uso de plástico se ha multiplicado por veinte en los últimos cincuenta años. Solo el 9 % de los plásticos se recicla en el mundo.

André van de Nadort (NL/PSE), alcalde de Westellingwerf y ponente del Dictamen «Una estrategia europea para el plástico en una economía circular» afirmó: «La prevención de los residuos debe ser la prioridad absoluta. Hemos de empezar por limitar el uso de los artículos de plástico y establecer criterios obligatorios de diseño ecológico de los productos. Necesitamos menos y mejores plásticos. Debemos eliminar las subvenciones actuales a los combustibles fósiles y los obstáculos a un mercado único de materias primas secundarias, ya que ambos hacen que los plásticos vírgenes resulten más baratos que los plásticos reciclados o los bioplásticos y frenan el desarrollo de una economía circular del plástico». El proyecto de dictamen se aprobó por unanimidad.

Las ciudades y regiones de la UE apoyan que los productores cubran la totalidad de los costes de recogida y tratamiento de los residuos que generan sus productos. Los miembros proponen que los productores e importadores de plásticos de origen fósil asuman la responsabilidad económica por el coste de reducir las emisiones de CO2 derivadas del tratamiento final de sus residuos plásticos.

Los miembros se declaran partidarios de una prima basada en el rendimiento y de incentivos financieros para fomentar el uso de plásticos reciclados y respaldan el requisito de que, para 2025, se utilice un mínimo del 50 % de materiales reciclados en la producción de nuevos plásticos. Los líderes locales recuerdan que los plásticos biodegradables actuales no son una solución para la basura plástica, ya que no se biodegradan de forma natural.

Por lo que respecta a la controvertida cuestión de los microplásticos, los dirigentes locales exigen tecnologías de medición y procesos fiables y eficaces para evaluar con precisión su impacto en la salud y el medio ambiente. Las ciudades y regiones quieren prohibir los microplásticos añadidos de forma voluntaria y los plásticos oxodegradables en todos los productos cuando no sean necesarios para la salud humana.

Los dirigentes locales denuncian que los sistemas de recogida actuales a menudo no tratan por separado los plásticos no relacionados con envases, que terminan en vertederos o incineradoras o se convierten en basura marina. Los miembros proponen que los sistemas de recogida se centren en el plástico como material y no como producto de envasado. La Asamblea propone aplicar un enfoque armonizado de los sistemas de depósito en toda la UE para evitar efectos transfronterizos negativos y facilitar la libre circulación de mercancías. Las regiones y ciudades solicitan participar en el proceso actual de preparación de orientaciones sobre la recogida separada.

Los miembros aprobaron por unanimidad el Dictamen «Propuesta de Directiva sobre plásticos de un solo uso». Sirpa Hertell (FI/PPE), concejal de Espoo y ponente, declaró: «La propuesta de la Comisión va en la dirección correcta. Tenemos que garantizar que es coherente con el paquete sobre la economía circular, en especial con la Directiva relativa a los envases y residuos de envases, a fin de enviar una señal clara a las empresas y los consumidores. La Comisión Europea debería publicar una evaluación de impacto completa que resumiera las implicaciones sociales, económicas y medioambientales de las medidas propuestas. Abordar el tema de los residuos plásticos puede abrir nuevas oportunidades de innovación, competitividad y empleo. Pedimos incentivos y medidas de apoyo para que más de 50 000 pymes del sector del plástico desarrollen alternativas sostenibles a los plásticos desechables no degradables, incluidos, si es pertinente, incentivos para superar los objetivos».

La asamblea de la UE de entes locales y regionales propone ampliar la Directiva a cualquier artículo de plástico desechable y no degradable y extender su ámbito de aplicación para que englobe todo el ecosistema acuático, incluidas las aguas dulces y las aguas marinas poco profundas. Los líderes locales sostienen que los Estados miembros y sus entes locales o regionales también deben poder limitar el uso de productos de plástico de un solo uso distintos de los enumerados en la Directiva para proteger los ecosistemas más sensibles, en particular biotipos como las reservas naturales, los archipiélagos, los deltas fluviales y el medio ambiente en el Ártico.

La Asamblea insta a los Estados miembros y a los entes locales y regionales a cooperar más estrechamente para impulsar medidas de sensibilización que informen a los ciudadanos sobre las repercusiones negativas de los productos de plástico de un solo uso y de las opciones de tratamiento de residuos.

Las ciudades y las regiones abogan por imponer restricciones a la importación de plásticos desechables a la UE. Los miembros se mostraron de acuerdo en que las actividades de limpieza de los residuos plásticos desechables deben financiarse mediante gravámenes a la importación y la fabricación de materiales plásticos desechables.

El CDR pide a la Comisión Europea y a los Estados miembros que incrementen la financiación destinada a la economía circular de los plásticos en el próximo presupuesto de la UE. La Asamblea se ofrece a cooperar con la Comisión Europea en la elaboración de la nueva Agenda Estratégica de Investigación e Innovación sobre los plásticos.

Hoy, la Comisión ENVI del Parlamento Europeo votará sobre las medidas propuestas por la Comisión en la Directiva sobre plásticos de un solo uso. El Consejo Europeo prevé alcanzar un compromiso el 20 de diciembre y se espera que el texto final esté listo para la primavera de 2019.

Nota para la prensa:

La Comunicación sobre «Una estrategia europea para el plástico en la economía circular» de la Comisión Europea, de enero de 2018, se centra en cuatro ámbitos: mejorar la economía y la calidad del reciclado del plástico, reducir los residuos de plástico y los vertidos de basura, orientar la innovación y la inversión hacia soluciones circulares y aprovechar las medidas adoptadas a escala mundial. Se fijan los objetivos siguientes:

- Revisión de la gestión de residuos: se establece un nuevo objetivo de reciclado del 55 % de los residuos de envases de plástico para 2030 (paquete sobre residuos, mayo de 2018)

- Directiva sobre las bolsas de plástico: los Estados miembros deberán reducir el nivel de consumo anual a noventa bolsas de plástico por persona para 2019 y a cuarenta bolsas de plástico por persona para 2026

- Plan de trabajo sobre diseño ecológico: mejorar el diseño abordando, entre otros aspectos, la durabilidad de los productos y las posibilidades de reparación y reciclado

- Directiva marco sobre la estrategia marina: los Estados miembros estarán obligados a controlar y reducir la basura marina

En virtud de los nuevos planes, todos los envases de plástico en el mercado de la UE serán reciclables de aquí al año 2030, se reducirá el consumo de los plásticos desechables y se restringirá la utilización intencionada de los microplásticos. Junto con la estrategia sobre el plástico, la Comisión ha adoptado un marco de seguimiento compuesto por un conjunto de diez indicadores clave para medir los progresos realizados por la UE y sus Estados miembros en la transición hacia una economía circular. Las próximas medidas de la UE para aplicar la estrategia pueden consultarse en el siguiente enlace.

Aquí puede accederse a documentos oficiales de la Comisión Europea y a las fichas técnicas sobre los plásticos.

La Comisión Europea presentó la Directiva sobre plásticos de un solo uso en mayo de 2018. Se centra en los diez productos de plástico de un solo uso que se encuentran con más frecuencia en las playas y mares de Europa (así como en los aparejos de pesca perdidos y abandonados): bastoncillos de algodón, cubiertos, platos, pajitas y agitadores, globos y palitos para globos, contenedores de alimentos, vasos y recipientes de bebidas, bolsas, envases de patatas fritas y envoltorios de dulces, artículos sanitarios y colillas de cigarrillos y otros filtros de plástico para productos de tabaco.

De conformidad con la Directiva propuesta, los productos de plástico de un solo uso se prohibirán en el mercado cuando las alternativas estén fácilmente disponibles y sean asequibles. Por lo que se refiere a los artículos para los que no existen alternativas, el objetivo es limitar su uso mediante la reducción de su consumo a escala nacional, la introducción de requisitos de diseño y etiquetado y la imposición a los productores de la responsabilidad de gestionar y limpiar los residuos. La Comisión propone prohibir los bastoncillos de algodón de plástico, los cubiertos, los platos, las pajitas, los agitadores de bebidas y los palitos para globos. No se prohibirán las compresas higiénicas, las toallitas húmedas y los globos, pero se requerirá un etiquetado claro y normalizado que indique cómo deben eliminarse los residuos. Losrecipientes de bebidas de un solo uso hechos con plástico solo se permitirán en el mercado si sus tapones y tapas permanecen unidas al envase. Los Estados miembros estarán obligados a recoger el 90 % de las botellas de bebidas de plástico de un solo uso de aquí a 2025 mediante, por ejemplo, sistemas de consigna.

Entre cinco y trece millones de toneladas de residuos de plásticos acaban en los océanos del mundo cada año. El daño que causan al medio ambiente marino se evalúa en torno a los 6 800 millones de euros al año en todo el mundo (Comisión Europea, 2018).

Los productos de plástico desechables que se encuentran con mayor frecuencia en las playas y los mares de la UE constituyen, junto con las artes de pesca abandonadas, el 70 % de toda la basura marina (Comisión Europea).

En 2015 se emplearon en la UE cuarenta y nueve millones de toneladas de plásticos. El sector del embalaje utiliza el 39,9 % de la producción total de plástico, seguido por el sector de la construcción (19,7 %), el sector de la automoción (8,9 %) y la electrónica (5,8 %) (Comisión Europea, 2018).

El Comité Europeo de las Regiones pidió que se prohibieran las bolsas de plástico gratuitas y que se pusiera fin a los vertederos de plástico en 2013, en el Dictamen «Libro Verde sobre una estrategia europea frente a los residuos de plásticos en el medio ambiente», elaborado por la ponente Linda Gillham, miembro de la Corporación Municipal de Runnymede (UK/AE).

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (2)    No(0)
Instagram Compartir en Meneame Compartir en MySpace compartir en Tuenti


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de RestaurantHotelBar.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.